Jen Psaki, secretaria de Prensa de la Casa Blanca de Washington D.C., informó que Estados Unidos mantendrá las restricciones de viajes internacionales, debido a la variante Delta del coronavirus (COVID-19), y pidió a la ciudadanía aceptar la vacuna en cuanto sea posible.

  • La Unión Europea (UE) pidió a Estados Unidos restablecer el turismo
  • Sin embargo, la Casa Blanca continúa preocupada por la variante Delta

La decisión, que se produce después de una reunión de alto nivel en la Casa Blanca el viernes por la noche, significa que las restricciones de viajes de larga duración, que han excluido a gran parte de la población mundial, no se levantarán a corto plazo en Estados Unidos.

Jen Psaki comentó en la rueda de prensa:

“Dado donde estamos hoy con la variante DeltaEstados Unidos mantendrá las restricciones de viaje existentes en este punto. Los casos aumentan aquí en casa, particularmente entre aquellos que no están vacunados, y parece probable que continúen aumentando en las próximas semanas.

Un mensaje para aerolíneas

  • El anuncio condena ofertas de aerolíneas de Estados Unidos
  • Dicho sector pide salvar viajes de verano de europeos, importantes clientes

Debido a la variante Delta del COVID-19, el caribeño y cálido estado de Florida se convirtió en los últimos días en el territorio de Estados Unidos con mayor número de contagios diarios: registró 10 mil 454 casos diarios como promedio, en los últimos siete días, que es el 22% del total en el país.

En tanto, la ciudad de Nueva York exigirá a todos sus trabajadores públicos que se vacunen contra el COVID-19 o que se sometan a test semanales, anunció el alcalde Bill de Blasio. Esto se suma a las restricciones de viajes internacionales en Estados Unidos por la variante Delta.

  • La medida en Nueva York entrará en vigor el 13 de septiembre
  • Alrededor de 300 mil personas deberán acatar esta orden